FILTROS PLANETARIOS (gama azul-verde)

Hola a tod@s:

Siguiendo con la utilización de filtros para el telescopio y su uso para la observación planetaria vamos a continuar con la gama de color azul-verde y sus posibles usos:

FILTRO AZUL CLARO 80 A.- Inmejorable para la observación de los detalles de las bandas de nubes en Júpiter y su Mancha Roja, resuelve detalles de los anillos de Saturno y sus polos. Este filtro funciona muy parecido al azul pálido 82 A, si bien este último también nos ayuda con la observación de galaxias brillantes, para pbservar su estructura.

FILTRO AZUL OSCURO 38 A .- Usado como bloqueador del rojo y el naranja de las bandas de Júpiter y de su gran mancha roja, aumenta el contraste de este objeto, tambien usado para analizar los anillos de Saturno y nubes en Venus así como la superficie marciana.

FILTRO VIOLETA 47.- Bloqueador de los colores rojo, amarillo y verde, lo cual nos proporciona una visión de los casquetes polares de Marte, y permite el disfrute de la observación de algunos fenómenos en la atmósfera de Venus, su inconveniente es que necesita mucha luz para su uso por lo que se recomienda su utilización en telescopios de 8 pulgadas mínimo.

FILTRO VERDE CLARO 56.- Muy útil para observar con fidelidad los detalles lunares realzando la superficie, en Júpiter aumenta la resolución de su Gran Mancha roja, y en Marte incrementa el contraste de los casquetes polares, nubes bajas y tormentas de polvo amarillo. Así como en Venus nos sirve para estudiar las formas de sus nubes, principalmente por la reducción que produce el brillo del cielo durante el día.

FILTRO VERDE OSCURO 58A .- Bloqueo agresivo de los colores rojo y azul, con lo que puede mostrar con mayor contraste las partes mas claras de Júpiter, bandas nubosas y regiones polares de Saturno, así como consigue un aumento en el contraste de los casquetes polares de Marte y permite visionar los fenómenos atmosféricos de Venus. Como es lógido y debido a su baja transmisión por su tonalidad se recomienda su uso para telescopios con apertura mayor de 8 pulgadas.

Y con todo esto, podemos darnos una idea de filtros para la observación planetaria estandar, claro está, su uso para unas u otras cosas es muy particular para cada astrónomo, estas líneas sólo marcan unas pocas pautas derivadas de la experiencia del que escribe estas líneas, sobre la lectura de los artículos publicados por los grandes aficionados.

Espero que os sirvan como a mí, hasta pronto y buenos cielos.

(638)

FILTROS PLANETARIOS (gama amarilla-roja)

Hola amig@s:

Como continuación al post anterior, y como siempre fruto del disfrute de la lectura y sabiduria de compañeros más expertos que el que escribe vamos a adentrarnos en la utilización de filtros de color para planetaria, para lo cual vamos a definirlos en relación al llamado número Wratten, númeración que se atribuye a Kodak y que desarrollo en 1909, estando considerada como estandar en la actualidad.

FILTRO AMARILLO NUMERO 8.- Para la observación de Júpiter (mejora tonos naranja y rojo de los cinturones), Marte (mejora su contraste), Urano y Neptuno (resolución de detalles). Se puede usar para Luna.

FILTRO AMARILLO NUMERO 12.- Para la observación de Júiter y Saturno (penetrando en su atmósfera, mejora los tonos naranja y rojo y además oscurece los tonos azules, aumentando el contraste, muy útil para el estudio de regiones polares)

FILTRO AMARILLO NUMERO 15.- Para observación de Marte (detalla los casquetes polares y su superficie) para Venus detalla las nubes que están poco contrastadas)

FILTRO NARANJA NUMERO 21.- Para la observación de Marte (definiendo las tormentas de polvo), para Jupiter (facilita la observación de la gran mancha roja)

FILTRO ROJO CLARO NUMERO 23A.- Para la observación de Marte, Jupiter y Saturno, en los terminos indicados antes, pero muy útil para observar de dia Mercurio y Venus, no es funcional para telescopios con menos de seis pulgadas.

FILTRO ROJO NUMERO 25.- Para la observación de Jupiter y Saturno (da contraste a las nubes azules) para Marte (definiendo perfectamente los casquetes polares, y realce de las nubes amarillas de polvo) para Mercurio M(mejorando la observación crepuscular, cuando el planeta está cercano al horizonte) pra Venus (detalla la superficie para observación con luz diurna)

Espero haber recopilado la información lo más fiel posible, seguiremos con más

hasta pronto y buenos cielos

(496)

FILTROS PARA EL TELESCOPIO

Hola amig@s:

Como complemento para la visualización del espacio a través del telescopio son los filtros que se aplican directamente a la base del ocular, roscados en el extremo inferior, o si se dispone de ello, acoplados en una rueda porta-filtros, que permite colocar varios filtros en un sistema revolver, para colocar el filtro que nos interesa en el momento adecuado.

Existen filtros para observación de la luna, los planetas, el sol, las nebulosas y objetos difusos, o para mitigar alteraciones lumínicas o atmosféricas y para realizar fotografías. El fundamento de los filtros es realmente la reducción del brillo de los objetos a observar, para por otra parte aumentar el contraste y contribuir a la definición de los detalles, reduciendo también la fatiga visual. Concretamente lo que persiguen es bloquear una parte del espectro de color, para así mejorar las longitudes de onda que nos interesa resaltar.

En primer lugar nos centraremos en los filtros usados para la observación lunar y planetaria, y por su normalidad en el uso comenzaremos por el filtro para luna, que es un filtro normalmente realizado con un cristal polarizado, de tal modo que atenúa el brillo de la luna, la cual, al utilizar un telescopio, que como sabemos es un instrumento que multiplica la captación de luz, nos proporciona un menor brillo de ese astro, y nos provee de un mayor contraste para su observación, lo cual nos permite tener un mayor tiempo en la observación lunar y observar un mayor detalle en sus cráteres y otros accidentes geográficos. Este filtro también puede hallarse con polarización variable, consistente en tener un filtro con dos cristales polarizados los cuales, al entecruzar su polarización gradual permite ir oscureciendo el objeto a medida que la polarización se va cerrando más. E incluso también se puede utilizar para la observación de la luna y según en la fase en que se encuentre, siendo muy eficaz la observación con un filtro denominado de «neodimio» (neodymium), el cual detalla el contraste lunar, y permite definir el objeto observado con una mayor claridad, debido a la cualidad de permitir resaltar el objeto observado en medio del espacio, ya que, tiene la propiedad de atenuar un poco el factor de contaminación lumínica ambiental.

Una vez visto el filtrado lunar, veremos próximamente los filtros utilizados para la observación planetaria, con datos técnicos de numerales y su posible uso.

Hasta pronto y buenos cielos.

(790)

OCULARES II

Hola amig@s:

Espero que el post anterior con el enlace que os ofrecí fuera de vuestro agrado, en cuanto a tipos de oculares, su construcción y otras características, pero creo os resultará útil la información con la que me quedo de ellos.

En primer lugar, e independientemente del diámetro que poseen, determinantes del aumento que proporcionan, un dato muy importante es el campo aparente que ofrecen, y que suele oscilar en torno a los 50 grados, sobre todo si hablamos de oculares de 1,25 pulgadas. Este dato es muy importante para el cálculo de el campo real que obtenemos de ellos, atendiendo al cociente resultante de dividir el campo aparente entre los aumentos con los que estamos trabajando, es decir, que si tenemos un telescopio con una distancia focal de 750 mm., y colocamos en el porta ocular un plöss de 10 mm. con un campo aparente de 50 grados, tendremos un campo real de 50 / (750/20=32,5 aumentos) = 1,54 grados, que nos proporciona un campo real de tres veces lo abarcado por la luna llena (0,5 grados).

Evidentemente este dato nos puede orientar sobre que oculares usar para una determinada observación, teniendo en cuenta la superficie de espacio al que nos debemos enfrentar, un planeta, un cúmulo abierto, una nebulosa, etc.

Otro factor importante es el llamado «eye relief» o relieve de ocular, que podemos definir como la distancia que separa el ojo del ocular, para tener una imagen perfectamente formada, y la que debiera oscilar entre los 15 y 20 mm.para una observación cómoda, sobre todo al usar gafas. Esta cualidad puede determinar una situación favorable y duradera frente a una situación poco cómoda, hecho del que debemos huir.

Todos estos factores y las construcciones de los distintos oculares, tienen un objetivo común que es la corrección óptica, logrando que la concentración de la luz proporcione una imagen lo más fiel posible y bien definida del objeto observado, teniendo algo en cuenta, que los telescopios que poseen una distancia focal larga, o telescopios «lentos», ofrecen una definición mas detallada, con un ocular bien construido, que el detalle que ese mismo ocular ofrece en un telescopio «rápido» o de focal corta, por lo que si disponemos de telescopios f5 debemos preocuparnos más de una buena elección del ocular, que si disponemos de un f10, pero eso sí, ya sabemos que con un f5 tenemos más luz que con el f10. Volvemos a la ecuación luminosidad/detalle/aumento.

Por último comentar que existen oculares que ofrecen campos aparentes de 60 e incluso 85 grados, sobre todo, si nos movemos en oculares de 2 pulgadas de diámetro, que ofrecen un gran campo para la observación del universo y una luminosidad considerable, que llegan a dar sensaciones de asomarse a una ventana al universo, disfrutad de todos ellos.

Saludos y buenos cielos.

(522)

OCULARES

Hola a tod@s:

Vamos a tratar en este post intentar conocer un elemento importantísimo en el telescopio, que es el ocular, anteriormente citado en este blog, de forma somera, y que considero merece un apartado especial.

No voy a realizar un tutorial sobre el ocular, ya que, no soy un erudito, ni mucho menos. Os dejare un enlace de una web amiga, para conocer los tipos de oculares y su fundamento, pero si os comentaré el uso que doy a ellos.

http://www.cielosur.com/oculares.php#top

Como os podeis imaginar tendremos que elegir el ocular que mejor se adapte a las pretensiones que tenemos para nuestra observación, y para ello nos debemos centrar en tres grandes grupos, o así lo creo yo. Un grupo dedicado a bajo aumento, en el que podemos movernos por oculares de baja potencia, y un campo amplio de visión, utilizado para observación de grandes superficies de cielo, y que oscilarán desde los 40 a 20 mm., los cuales tienen la particularidad de proporcionar una gran luminosidad, y por su óptica una gran comodidad visual, lo cual, nos hará disfrutar de la observación panorámica del cielo, donde podremos encontrarnos con grupos estelares y objetos de luminosidad media, que nos abren generalmente las puertas a objetos más sutiles y que nos obligarán a utilizar otros oculares mas potentes para poderlos definir con más claridad, o como se dice en el argot astronómico, «resolverlos». Son con los que yo he comenzado a conocer el universo, y proporcionan un cúmulo de sensaciones al observador duraderas y cómodas.

Pasamos posteriormente a adentrarnos en oculares de media potencia, que atribuyo al rango de los 17mm. a los 10 mm., los cuales proporcionan más fatiga ocular que los anteriores, pero permiten definir objetos mas tenues y pequeños, manteniendo un nivel aceptable de luz, los cuales me han supuesto unos resultados estupendos para la observación de cúmulos estelares cerrados, así como nebulosidades, e iniciación a la observación de luna y grandes planetas, al margen de definir areas del espacio más concentradas, las cuales nos servirán como veremos mas adelante para centrar objetos en el uso de oculares más potentes, y que pasamos ahora a definir.

Los oculares de alta potencia, que considero son los que están por debajo de los 9 mm., proporcionan un gran aumento, y los utilizaremos para observar principalmente superficies de espacio pequeñas, por lo que son muy eficaces para la observación planetaria, y puntos de espacio muy concretos, así como la visualización de la luna a gran aumento.

Como podemos intuir crean una fatiga ocular mayor, y atenuan la luminosidad de la observación, por lo que, debemos tener en cuenta, que para observación de objetos tenues, son incómodos para la astronomía visual.

Todo esto teniendo en cuenta que todo depende de la construcción del ocular y el campo aparente que nos ofrezca, que veremos próximamente.

Hasta pronto y buenos cielos

(477)